new commer Ofrenda por Internet | Registro de nuevos miembros
hide
ManminCentralChurch

2016 Petición de Oración | Dios mide nuestra fe | Conferencia sobre 1 Juan

 
banner
on air
Sermon
Official Service
 
Servicio Oficial
Domingo por la mañana
Domingo por la noche
Vigilia de Viernes
Servicio Oficial
Domingo por la mañana
Domingo por la noche
Vigilia de Viernes
Lecture
Conferencia sobre 1 Juan
la lectura de apocalipsis
Estudio basado en Génesis
Theme Sermons
Amor Espiritual
Bondad
Cielo
EL MENSAJE DE LA CRUZ
La Medida de La Fe
Las Bienaventuranzas
Columnas
Testimonio de Dr. Lee
Estudio de Biblia
Conferencia de Rev. Lazarus Una Carta Preciosa
 
Official Service Mensajes > Official Service
Official Service
Title
   Mensaje Corto(0) - Dios nos protege    
Speaker
   Rev. Jaerock Lee
Pasaje
   Éxodo 15: 26
Date
   2007-07-01



Pasaje

<Éxodo 15: 26>
“y dijo: Si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, e hicieres lo recto delante de sus ojos, y dieres oído a sus mandamientos, y guardares todos sus estatutos, ninguna enfermedad de las que envié a los egipcios te enviaré a ti; porque yo soy Jehová tu sanador”

Introducción

Amados hermanos y hermanas en Cristo, miembros de mas de 5,800 iglesias filiales en Corea y alrededor de todo el mundo incluyendo los Estados Unidos de América, Canadá, Perú, Honduras, Bolivia, El Salvador, Argentina, Guatemala, Nicaragua, Costa Rica, China, Japón, Pakistán, Nepal, Indonesia, las Filipinas, Taiwán, Sri Lanka, Malasia, India, Mongolia, Israel, Egipto, Kenia, Uganda, República Democrática del Congo, Gabón, Angola, Burundi, Rwanda, Nigeria, Tanzania, Botswana, Suazilandia, Cote d’Ivoire, Sur África, El Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Bélgica, Países Bajos, Rusia, Belarus, Ukrania, Estonia, Kazajstán, y miembros de santuarios locales, aquellos que asisten al servicio en el Internet alrededor de todo el mundo, y audiencia de Televidentes,
El Festival de la Cosecha es el tiempo de dar gracias a Dios por la primera cosecha del año. En Israel durante la época del Antiguo Testamento, cuando ellos celebraban el Festival de la Cosecha, entregaban ofrendas a Dios con los primeros frutos y animales, dando gloria a Dios con gozo y agradecimiento.
Actualmente, en lugar de entregar ofrendas de granos y animales, nosotros realizamos Servicio del Festival de la Cosecha en Acción de Gracias, entregando ofrendas a Dios por las bendiciones que nosotros recibimos en el Señor.
Dios Padre nos ha dado el título de, “Dios nos protege” para el Festival de la Cosecha de este año. Repitamos el título, “Dios nos protege”.
Este año, nosotros tenemos el Festival de la Cosecha en el primer día de la segunda mitad de este año, Julio 1º.
En este momento en que la primera mitad de este año ha terminado, en el momento cuando le damos a Dios los primeros frutos de los granos, ¿Qué clase de frutos ha traído usted delante de Dios?
Si usted ha estado obedeciendo la palabra de Dios en el pasaje de este día, esto es, si usted realmente ha obedecido a la voz del Señor nuestro Dios, y ha hecho lo que es correcto a la vista de Él, y puso oído a sus mandamientos, y guardó todos sus estatutos, Dios habrá guardado su promesa de protegerlo.
Él le guarda no solo de enfermedades sino también de daños financieros, y Él también le guarda de cualquier clase de dificultades en relación con otros.
Él no solo le protege sino que también le da bendiciones al 30, al 60 y al 100 por uno, de acuerdo a su acción de fe.
En este momento, me gustaría que ustedes reflexionaran sobre la mitad del año que ha pasado y que revisen cuánto fueron protegidos y bendecidos por Dios. Al hacer esto, yo oro en el nombre del Señor que ustedes le den gracias y gloria a Dios Padre.

Cuerpo

Queridos hermanos y hermanas en Cristo, “Dios nos protege”, y ¿Cómo es que Dios nos protege?
Primero que nada, Él guarda nuestra salud.
El pasaje de este día en Éxodo 15:26 “y dijo: Si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, e hicieres lo recto delante de sus ojos, y dieres oído a sus mandamientos, y guardares todos sus estatutos, ninguna enfermedad de las que envié a los egipcios te enviaré a ti; porque yo soy Jehová tu sanador”
Aquí, “la enfermedades que envíe a los egipcios” se refiere a todas las enfermedades que existen en este mundo.
Por lo tanto, este verso es una promesa de Dios de que Él nos guardará de toda clase de enfermedades, si nosotros vivimos por Su palabra.
Así como Él promete, si usted vive por la palabra de Dios de acuerdo a su medida de fe, Dios tiene que haberlo protegido de todas las enfermedades y gérmenes, y de accidentes.
Ahora, vamos a revisar una cosa.
Si usted no ha estado nunca en un hospital por ninguna clase de enfermedades durante la primera parte de este año, por favor levante sus manos.
De acuerdo a las estadísticas del 2005 de la Corporación Nacional de Corea de Seguros Médicos, de entre 47.39 millones de personas que están cubiertas por un seguro, más del 90% de ellas visitaron alguna clase de institución médica una o más veces en ese año. Podemos decir que 9 de cada 10 Coreanos han estado en el hospital al menos una vez a al año.
Además, cuando ellos dividieron el número de veces que la gente visitó el hospital por el numero total de los asegurados, en promedio, cada persona visitó el hospital por 15.3 días al año.
De la misma manera, la mayoría de personas en este mundo no están protegidas de las enfermedades.
Pero, ¿Qué sobre ustedes miembros presentes aquí?
Si ustedes guardan todo el Sabbat apropiadamente y entrega los diezmos apropiados, los cuales son básicos en la vida en Cristo, usted está protegido de enfermedades y accidentes.
Aún si ustedes se ven envueltos en un accidente por sus errores, y aún si el carro se daña, ustedes miembros que estaban en el carro son sorprendentemente protegidos.
¿Qué clase de accidentes recuerdan ustedes en este año? Una mañana de domingo, un joven adulto miembro de la iglesia fue atropellado por un bus de 47 pasajeros con mucha gente en él.
Este bus de más de 12 toneladas pasó por sobres sus piernas, y este joven sintió el dolor de que su pierna izquierda fuera completamente fracturada.
Pero cuando le trajeron a mí inmediatamente y recibió oración después de arrepentirse de lo que él pudo pensar, su dolor desapareció, y nosotros pudimos presenciar claramente que el hueso que estaba saltado fuera de su rodilla, se volvió a su lugar. Después de esto, él fue al hospital para sacarse una radiografía, y obtuvimos un sorprendente resultado.
Si una persona mundana se viera envuelta en esta clase de accidente, no sólo los huesos, sino también los nervios y los músculos habrían sido completamente destruidos, de manera que la pierna no podría volverse a mover apropiadamente de nuevo.
Pero aún cuando él se vio envuelto en este accidente debido a que no guardó algunas partes de la palabra de Dios, Dios siempre mandó a Su ángel y lo protegió de no lastimarse. Además, cuando se arrepintió inmediatamente, Dios los sanó completamente con Su poder.
Este no es el único caso. La gente mundana no conoce cuando ellos contraerán que clase de enfermedad, así que tienen muchas clases de seguros.
Aunque usted tenga un muy buen seguro con buena cobertura, podrá tener los beneficios de este sólo cuando tenga un accidente o se enferme.
Puede recibir el dinero del seguro sólo cuando ya ha sufrido de accidentes o enfermedades.
Pero aquellos que obedecen la palabra de Dios no serán cubiertos por un seguro después que algo les suceda; ellos están protegidos por Dios para que no se vean envueltos en un accidente o se enfermen.
Es solamente que usted no se da cuenta porque Dios le ha protegido antes que se vea envuelto en un accidente o que se enferme. En realidad, en nuestro medio, hay muchos gérmenes, y estos pueden entrar en nuestro cuerpo en cualquier momento a través de las partes débiles.
Hay un miembro de la misión de Hombres. Él tenía pie de atleta, y se rascaba con su mano. Y debido a esto, obtuvo una infección secundaria.
Los gérmenes se regaron alrededor del cuerpo a través de sus venas. Si esto no se trata médicamente, los gérmenes podrían ir dentro de las entrañas para ocasionar envenenamiento en la sangre, e incluso ocasionar la muerte en el peor de los casos.
Sus pies y su cuero cabelludo estaban inflamados. La parte superior de sus pies se había vuelto negra.
Debido al severo dolor, él no podía sentarse o pararse apropiadamente.
Pero él se arrepintió de no guardar todo el Sabbat apropiadamente y de no entregar los diezmos apropiados, y recibió oración.
Entonces, sus síntomas desaparecieron tan rápidamente, y pronto estaba normal. Hay muchos casos, y la mayoría de ellos testificaron que cuando ellos se arrepintieron de no guardar todo el Sabbat y de no entregar los diezmos apropiados, y al recibir oración, ellos fueron sanados.
Además, hubo algunos casos de aquellos creyentes que tienen fe. Ellos parecían que guardaban los mandamientos de Dios en el exterior.
Pero ellos se arrepintieron de no adorar en espíritu y en verdad o de no orar bien como un líder de la iglesia y de no realizar su deber apropiadamente, y ellos fueron sanados a través de la oración.
Nuestro Padre Dios no tiene errores.
Como Él prometió en la Biblia, si guardamos Sus mandamientos, Él ciertamente nos protege de todas las enfermedades.
Además, incluso cuando nos enfermamos por no guardar Su ley muy bien, si nos arrepentimos y dependemos de Él completamente, Él es el Sanador que nos sana de cualquier enfermedad.
Queridos hermanos y hermanas en Cristo, en segundo lugar, Dios protege nuestras pertenencias.
Aquí, ‘pertenencias’ no solamente se refiere a nuestras posesiones materiales sino también a nuestros hijos.
Si usted puede reconocer qué tan bien nuestro Padre Dios ha protegido sus pertenencias y cuantas bendiciones Él le ha dado, usted será capaz de encontrar muchas causas de agradecimiento.
Deuteronomio 28: 2-6 dice, “Y vendrán sobre ti todas estas bendiciones, y te alcanzarán, si oyeres la voz de Jehová tu Dios. Bendito serás tú en la ciudad, y bendito tú en el campo. Bendito el fruto de tu vientre, el fruto de tu tierra, el fruto de tus bestias, la cría de tus vacas y los rebaños de tus ovejas. Benditas serán tu canasta y tu artesa de amasar. Bendito serás en tu entrar, y bendito en tu salir”
Además el verso 8 dice, “Jehová te enviará su bendición sobre tus graneros, y sobre todo aquello en que pusieres tu mano; y te bendecirá en la tierra que Jehová tu Dios te da”
El Verso 12 también dice, “Te abrirá Jehová su buen tesoro, el cielo, para enviar la lluvia a tu tierra en su tiempo, y para bendecir toda obra de tus manos. Y prestarás a muchas naciones, y tú no pedirás prestado”.
Dios prometió que Él daría todas estas bendiciones a aquellos que obedezcan Su palabra.
Si usted está protegido de accidentes y de enfermedades, ¿Cuántos gastos innecesarios puede ahorrar?
Usted no tendría que pagar sus facturas del hospital, por sus medicinas o por costos de transporte para ir y regresar del hospital. Si usted obedece a la palabra de Dios, sus pertenencias serán protegidas, y más que eso, usted puede que sea suplido de sus necesidades a través de manos de ayuda inesperadas.
Como se dijo, “El Señor abrirá su bien tesoro, el cielo, para enviar la lluvia a tu tierra en su tiempo”, Dios suple sus necesidades como es necesario.
A pesar no de una gran bendición financiera, estoy seguro que ustedes han experimentado cuando Dios suple sus necesidades en vida.
Usted algunas veces se sorprende cuando alguien inesperadamente le da un regalo, y ésto era lo que usted más necesitaba en ese momento. En otras ocasiones Dios mueve los corazones de algunas personas y las hace darle a usted lo que necesita.
Aquellos que obedecen la palabra de Dios serán bendecidos aún en las cosas pequeñas de sus vidas como dice, “Jehová Jireh”. Además, como hijos de Dios, si usted sigue el camino correcto y trabaja fielmente, Dios ciertamente le da las bendiciones como Él ha prometido.
Especialmente, si usted hace sus negocios no para obtener ganancias personales sino para dar más al reino de Dios y para Su gloria, Dios seguramente le bendecirá.
Nosotros tenemos un diácono en nuestra iglesia. Anteriormente, él dependía de sus propias habilidades solamente y expandió su negocio en gran manera. Finalmente, él cayó en bancarrota debido a que no podía pagar 700,000 dólares o algo así.
Él tuvo que sufrir de los acreedores, y tuvo que moverse de aquí para allá con su esposa y sus hijos.
Tuvo tan mal tiempo que ni siquiera tenía dinero para compra la leche de su bebé. Entonces, finalmente, empezó a mirar hacia atrás a él mismo. Él se arrepintió de desobedecer la palabra de Dios una por una, y se dio la vuelta de corazón.
Luego, empezó a realizar trabajos tales como limpieza de drenajes y limpieza de fosas sépticas, pero seguía teniendo felicidad en su corazón. Aún cuando no tenía suficiente dinero ni siquiera para sus gastos diarios, él primero daba los diezmos, y estaba feliz.
Empezó a obedecer la palabra de Dios una por una, y Dios abrió el camino de la bendición para él. Ahora, él es el propietario de una compañía que tiene más de 70 empleados.
Especialmente en este año, hubo la oportunidad para que su compañía recibiera más bendiciones.
Esto es, hacia el final del año pasado, él escuchó, “No te olvides de la gracias que una vez recibiste”, y transfirió cerca de 6,000 dólares a las cuentas de banco de aquellos que borraron sus deudas. Él pudo haber pensado, la deuda estaba cancelada, y estaba finalizada, pero él obedeció la voz del Espíritu Santo conmoviendo su corazón en ese momento, ¿Cuál creen ustedes que fue el resultado?
Las ventas de su compañía crecieron en un 50% en un mes, e incluso ahora la figura sigue subiendo. Además, él empezó su negocio solamente hace 2 años, y ya ha abierto dos sucursales en otras ciudades.
No es solamente este hombre el que ha recibido bendiciones. Nosotros podemos ver que Dios ciertamente le da Sus bendiciones a aquellos que quieren obedecer la palabra de Dios y que quieren hacer algo por el reino de Dios.
Ellos reciben bendiciones en sus negocios y sus diezmos incrementan. Esta gente también es reconocida por la excelencia en sus lugares de trabajo y dan gloria a Dios.
Hay otro diácono quien trabaja en un banco. Él va al trabajo temprano y mantiene el lugar de trabajo nítido para poner un buen ejemplo. Él siempre saluda a otros amablemente y habla un lenguaje honorable aún a sus subordinados con la intención de emanar la fragancia de Cristo. Cuando sus subordinados no pueden realizar el trabajo muy bien, él les ayuda.

Siempre trata muy amablemente a los clientes con caracteres particulares y coloquiales. Él les sirve con un corazón genuino y resuelve sus problemas.
Dios vio a sus acciones y lo bendijo en varias formas.
Incluso cuando había una gran reestructuración en la industria bancaria y muchos empleados fueron despedidos, su trabajo estuvo seguro y él pudo disfrutar de una situación estable.
Y hubo un tiempo cuando ellos empezaron a vender algunos productos bancarios. Él recibió mi oración antes de empezar el trabajo, y pudo vender mucho más.
Una vez, no era exactamente su propio trabajo, pero él rápida y certeramente hizo algo de trabajo para un cliente para no ocasionarle ninguna dificultad a él.
Entonces, este cliente fue conmovido en su corazón y confió en él con una gran cantidad de dinero. Y toda su sucursal pudo recibir algunos incentivos.
Debido a ésto, su sucursal se convirtió en la número 1 en esta área en todo su banco, y él también recibió un premio personalmente.
Él pudo tomar un entrenamiento en otro país el año anterior, y también tomó otro entrenamiento en un instituto el año pasado. Él le dio gloria a Dios de esta forma.
Dios bendijo su familia también. Sus hijos se aman unos a otros. Ellos son amados por los maestros y amigos en sus escuelas, y su esposa está también trabajando fielmente para el reino de Dios.
De la misma manera, nuestro Padre Dios da bendiciones a aquellos hijos que obedecen Sus palabras.
El también protege sus posesiones, y no sólo eso sino que Él también les da bendiciones abundantes.
Queridos hermanos y hermanas en Cristo, la tercera cosa que nosotros tenemos que agradecer a Dios en este Festival de la Cosecha es que Dios nos dio la esperanza por el cielo. Si obedecemos la palabra de Dios, Él protege nuestra salud y todas nuestras pertenencias.
Otra cosa, Dios da la bendición de tener paz en la familia y respuestas a los deseos de nuestros corazones.
Nosotros debemos estar agradecidos por estas cosas, y más que eso, Dios nos da recompensas celestiales por cada cosa que hacemos y obramos de acuerdo a Su palabra en esta tierra.
Apocalipsis 22:12 dice, “He aquí yo vengo pronto, y mi galardón conmigo, para recompensar a cada uno según sea su obra”
Mateo 16:27 dice, “Porque el Hijo del Hombre vendrá en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces pagará a cada uno conforme a sus obras”
Es verdaderamente nuestro deber que demos ofrendas a Él con agradecimiento por Su abundante gracia para nosotros, hacer muchas clases de trabajos voluntarios en la iglesia, y vivir por la palabra de Dios como Sus hijos.
Además, nuestro Padre Dios nos da recompensas celestiales por cada cosa que hacemos con fe y amor.
Él nos da oro y joyas para construir nuestras casas en el cielo y además ropas, coronas, y otras clases de adornos. ¡Cuan lleno de agradecimiento esto es!
Dios nos permite saber sobre el cielo tan claramente, así que nosotros podemos correr nuestra carrera de la fe sin mirar al mundo, con tan clara esperanza.
Yo espero que todos ustedes miembros den gracias a Dios desde lo profundo de su corazón.

Conclusión

Queridos hermanos y hermanas en Cristo, el Salmo 121:7-8 dice, “Jehová te guardará de todo mal; Él guardará tu alma. Jehová guardará tu salida y tu entrada Desde ahora y para siempre”
Este día, en el Festival de la Cosecha, nosotros hemos hablado sobre cómo Dios ha protegido nuestra salud y nuestras pertenencias hasta ahora.
Yo también he hablado de que Dios nos protege como Su promesa dice, si guardamos Sus mandamientos, y más que eso Él nos da abundantes bendiciones.
Él nos da no sólo bendiciones en esta tierra, sino también de acuerdo a lo que hayamos hecho, Él nos da recompensas en el reino de los cielos.
Demos gracias a nuestro Padre Dios quien solamente nos da cosas buenas.
Y yo oro en el nombre del Señor que ustedes disfruten de toda bendición espiritual y material.

 
ManminCentralChurch
address_ManminCentralChurch